• +644 418 993
  • admin@pablo.works

Impasse escénico

Impasse escénico

Son muchas cosas y todas requieren su tiempo

La Chica del Clip

Acabo de presentar el videoclip del single LA CHICA DEL BAR

así que, solventado este capítulo, me pongo ya a otra cosa 😉

Procesos

Escribir canciones es, en realidad, lo que menos trabajo me cuesta y lo que menos tiempo me lleva.
Grabarlas… eso es ya otra cosa, es un proceso mucho más complejo porque no sólo tengo que tener claro cómo quiero que suenen, si no que tengo que componer, preparar, arreglar y ensayar para cada instrumento por separado.

Aitor y Ángela durante el rodaje en La K-va de Villafranca (Navarra)

Señor multifunción

Después de escribir un tema me tengo que convertir en productor, en arreglista, en percusionista, bajista, pianista, guitarrista, coro, cantante solista, y luego mezclar y masterizar.
Casi nada.

En cualquier canción que escuchéis por ahí, para todo este proceso lo normal es que hayan intervenido como mínimo entre cinco y diez personas, entre las que se reparten los diferentes trabajos, los técnicos, los logísticos y los artísticos. Como mínimo.
En Pablo Works normalmente sólo hay una persona trabajando, el Señor Multifunción o más comunmente conocido como «el pringadillo». El mendas.

Y más multifunción

Más tarde me toca hacer el guión del videoclip, que los hago de casi todos los temas, pero luego la vida sólo me deja tiempo y energía, que son básicamente los recursos con los que cuento, para grabar alguno muy puntual.
Y si finalmente hay videoclip tengo que hacer de productor, buscar localizaciones, pensar en los planos (storyboard), equipo de iluminación y material de vídeo que necesito, y después tengo que ponerme a hacerlo contando con que, si va a participar más gente, tengo que organizar sesiones y horarios, y mil detalles más.
Soy habitualmente el cámara, el director, el iluminador, el montador, el editor… e intento ser lo menos posible el protagonista, porque estoy aburrido de verme, y porque disfruto más grabando a l@s demás.
Sin lugar a dudas.

Un momento del rodaje en las cuevas de la Playa de Las Arenas, en Pechón, Cantabria.

De tal manera

Parece bastante obvio que, teniendo el verano repleto de conciertos de Pablo Líquido, esos que me chupan la energía sin contemplaciones, y teniendo dos hijos pequeños, los cuales también hacen severos destrozos en mi tiempo, en mi concentración y en mis reservas energéticas… como digo, parece bastante obvio que, si quiero seguir haciendo y grabando canciones y vídeos, debo renunciar a alguna de mis tareas.

Y la sacrificada va a ser…

La tarea que este verano le voy a quitar mucho tiempo, es a mis ejercicios acrobátricos con la batería para los pies. Eso y que desaparecen temporalemntre los conciertos de PW, con lo que asistimos a un «impasse escénico» en toda regla.
Los conciertos de Pablo Works hasta la fecha no han dejado de ser algo muy experimental, y algo que todavía requiere muchísimo trabajo y muchísima atención hasta alcanzar un nivel, el aceptable para mi modo de entender este oficio.
Lo tengo dentro de mi, lo siento, y sé que es un camino que me deparará muchísimas satisfacciones, pero sé igualmente que hoy por hoy es un camino duro y muy exigente, y por eso no vais a ver a mucha gente emprendiéndolo ni, mucho menos, desarrollándolo hasta sus últimas consecuencias.

El fabuloso «Equipo discoteca» al terminar el rodaje en La K-va de Villafranca.

Verano 2022

Mi verano 2022 se resume en abundantes conciertos de Mister Líquido, muchas horas, risas y broncas con mi familia, y el resto del tiempo dedicado a escribir y grabar canciones nuevas, y a grabar videoclips y «live sessions», todo esto último evidentemente como Pablo Works.

¿Entonces cuándo quedamos?

Cuando llegue el otoño, en unos tres meses, volveré a poner en marcha los conciertos de Works, y para entonces habré subido otro escalón en mi desempeño, en este reto que me he auto impuesto, y estaré más cerca de mis objetivos a largo plazo.
Para entonces habré publicado nuevas canciones y nuevos vídeos, por supuesto.
Las piezas y engranajes de este enorme mecanismo que en mi cabeza es Pablo Works se van ensamblando, poco a poco pero sin pausa, y como siempre el tiempo dictará sentencia.
Como siempre. El tiempo.

Siendo realistas

Cuando te metes en algo como esto, un proyecto artístico, y un desafío técnico y personal, debes saber que nada viene gratis, y que no habrá regalos ni facilidades, sólo esfuerzo y dedicación para, y únicamente si tienes suficiente capacidad y fe, alcanzar las metas que la vida te permita.
Las que te hayas ganado.
Cualquier otra idea de cómo funciona esto es más el eco de alguna peli cutre americana que la vida real.

Uno de los fotogramas finales de LA CHICA DEL BAR

Lo primero

Y lo primero ahora es elegir de entre todos los temas nuevos que tengo uno al que incarle el diente, producirlo, grabarlo, hacerle videoclip y publicarlo. Así, sin pensármelo demasiado.

Bueno gentes, como Pablo Líquido nos vemos cuando queráis, y como Pablo Works en unos meses volveré a estar de ruta!

Besines y arrumacos!!!

Pablo Works

Leave a Reply